El Ministerio de Salud provincial confirmó 20.575 casos desde que comenzaron los contagios en febrero pasado, unos 7.000 confirmados por laboratorio y el resto por nexo epidemiológico. Piden no ceder en la prevención.

El Ministerio de Salud de Tucumán confirmó que se registraron más de 20.000 casos de dengue en la provincia desde que comenzaron los contagios en febrero pasado, con un total de nueve personas fallecidas.

“Superamos los 20.575 casos de dengue, alrededor de 7.000 son confirmados por laboratorio y el resto por nexo epidemiológico”, dijo el ministro de Salud de Tucumán, Luis Medina Ruiz, durante una reunión que mantuvo el lunes por la tarde con los miembros de su gabinete.

Medina Ruiz precisó que «son nueve los fallecidos por esta patología”.

Durante el encuentro en el que se evaluaron los índices de epidemiológicos de la provincia, el ministro indicó que “se ha detectado un serotipo diferente circulando, se trata del DEN-3, el cual es menos agresivo que el DEN-2 registrado desde el principio de la epidemia”.

“El DEN-3 lo hemos detectado en muy pocos casos, es de baja prevalencia, la mayor parte de los pacientes que tenemos circulación es el DEN-2”, añadió.

Con la temperatura no alcanza

Con respecto al descenso de la temperatura, el ministro sostuvo que “no alcanza para terminar con la epidemia del dengue, por lo que es muy importante seguir con la prevención y eliminación de los criaderos de mosquitos; seguimos detectado muchos en los fondos de las casas”.

En esa línea, Medina Ruiz dijo que se registra «un descenso amesetado de casos, con una disminución prácticamente al 40% de las consultas por guardia en relación a una semanas atrás de pacientes que consultaban con cuadros compatibles con dengue, aun así”.

Por su parte, la directora de Epidemiología de Tucumán, Romina Cuezo, explicó que “se mantiene la vigilancia y la necesidad de adherir a las medidas de prevención».

La funcionaria añadió que «no disminuyó el riesgo, sobre todo porque todavía tenemos clima templado y lluvias que acumulan agua en los recipientes al aire libre”.

Fuente: Télam