El presidente de la Sociedad Rural Salteña, Carlos Segón, brindó detalles sobre las consecuencias de la sequía que afecta al sector productivo de Salta.

Carlos Segón aseguró que no ha caído ni el 30% de lo que llueve hasta la fecha, por lo que hay mucha ansia para los próximos días en los que se anuncian tormentas.

Esto hace que la actividad ganadera sufra la falta de pastura, mientras en la agrícola se logró sembrar entre el 20 o 25%.

“Si no llueve en estos días, se va a perder todo”, expresó el titular de la Sociedad Rural Salteña.

La situación se agrava cuando se comienzan a registrar incendios importantes, como el que está sucediendo en Los Palmares, Rivadavia Banda Sur, y afecta cinco mil hectáreas.

Segón señaló que los perjuicios están muy parejos en toda la provincia, pero afectan más que nada todo el este de norte a sur.

“Es la zona más crítica”, consideró el titular de la Sociedad Rural Salteña.

Ante la situación, explica que el Gobierno provincial puede declarar zona de Emergencia o Desastre, dependiendo si las pérdidas son de un 50 o un 80% respectivamente, pero aclara que la medida no contempla zonas que no se haya podido sembrar.

Esta resolución del Gobierno podría prorrogar por seis meses los vencimientos de créditos e impuestos con una tasa subsidiada entre un 25 o 50%, lo que calificó como “una aspirina en medio de un cáncer”.

“Estamos en una terapia intensiva. Si llueve pasamos a una intermedia, y si continúan no será un buen año, pero algo se salvará. Esta semana es decisiva. Si no llueve pasamos a coma cuatro, será un desastre”, finalizó Segón.

Fuente: Aries